juicios paralelos

Los medios de comunicación no son los enemigos

Los medios de comunicación y la justicia deben actuar juntos para hacer prevalecer, por encima de intereses de unos y de otros, dos derechos fundamentales contrapuestos: el derecho a la información que tienen los ciudadanos, que en una sociedad democrática deben poder conocer los asuntos que son de interés público, y desde el punto de vista de la Administración de Justicia, garantizar lo que es su deber: el derecho a un juicio justo, a la imparcialidad de los jueces y a la presunción de inocencia de los encausados. La Administración de Justicia debe tener claro que los medios no son los enemigos. Y estos deben primar la veracidad, el rigor y la seriedad. Si cada uno cumple con su deber, la que saldrá ganando será la justicia, y los derechos de los ciudadanos y de los encausados. (más…)